gracias

Seré breve con este post que no quiero ser más pesado de lo que ya lo he podido ser.

La última vez que escribí en el blog sobre los Bitácoras fue cuando salió la primera clasificación parcial, en la que este blog iba el décimo. Para los que no me seguís en Twitter, os contaré que la semana pasada subí hasta la sexta posición y ayer llegó hasta la tercera.

Sólo los tres primeros blogs de cada categoría que al final del periodo de votaciones ocupen esas posiciones optarán al premio final, que lo otorgará un jurado.

Desde aquí quiero agradeceros a todos el haber dedicado algo de tiempo a haberme votado durante este tiempo. Antes de que comenzaran las votaciones pensaba que no iba a dedicar más posts a esto, pero ni de lejos me esperaba llegar al top 3, y ahora que he llegado me encantaría mantenerme entre esos tres primeros hasta que se cierren las votaciones (el 22 de Octubre) para ser finalista y dejar que un jurado decida al ganador.

Si para cuando acaban las votaciones no sigo entre los tres primeros, mentiría si dijera que me daría lo mismo o que lo importante es haber llegado allí, porque ya que he llegado me encantaría aguantar, pero realmente después de la decepción inicial os seguiría agradeciendo todos y cada uno de los votos que me habéis hecho y valoraría enormemente el haber llegado hasta esta posición.

No miento cuando digo que ayer cuando me enteré de que el blog estaba tercero me emocioné un poquito, así que mis agradecimientos son totalmente sinceros.
Además otro blog donde escribo, Bloguismo, también está peleando por ser finalista en dos categorías, Tecnológico y de Seguridad, cosa que me alegra un montón y también os quiero agradecer, aunque nos falta un empujoncito 😉

Si queréis ayudarme a mantenerme en el top 3 ya sabéis lo que tenéis que hacer, entrar en Bitácoras.com con vuestra cuenta de allí o con vuestro perfil de Facebook y votar a este blog en la categoría de Mejor Blog Personal.
Y sea como sea, suba o baje en el ranking, lo repito de todo corazón:

¡Muchas gracias a todos!

Imagen cortesía de woodleywonderworks con licencia Creative Commons.

Share