The Magic of Paris por e.g.gatsby.jpeg

Siempre me he considerado como alguien al que le suelen gustar cosas que no le gustan a mucha gente. Se podría decir que soy un tío con algunas aficiones raras, o más que raras que es algo que no suena muy bien, poco comunes.
Y no creáis que es una pose el decir que me gustan cosas que no le suelen gustar a todo el mundo, desde pequeño me ha pasado y me lo han dicho en multitud de ocasiones.

Por ejemplo, ¿a qué chaval de 15 ó 16 años le suele gustar la música negra, el R&B por decir un estilo? Yo era un gran fan a esa edad de ese tipo de música, ahora también me gusta pero escucho mucho menos.
Grupos como los Boyz II Men, Destiny’s Child (cuando no eran tan comerciales), Aaliyah (D.E.P.), etc…
Si ya cuando tenía esa edad (hace 10 años) me parecía raro, a día de hoy me parecería aun más raro ver a gente de esa edad escuchando ese tipo de música. Que los habrá, por supuesto, pero son una gran minoría.

Otra afición que tengo que en España no es muy común aunque poco a poco gana adeptos, me encanta el fútbol americano.
Llevo muchos años siguiendo la NFL, no muy de cerca pero sí me gusta leer resúmenes de las jornadas, de los playoffs y sobre todo, desde hace unos años me suelo quedar despierto hasta altas horas de la madrugada para ver la Superbowl en directo.
Respecto al juego en sí no me sé todas las reglas ni mucho menos, pero puedo ver un partido y me entero de todo lo que pasa, de lo que pitan, de lo que hay que hacer etc…
He tenido algunos juegos para videoconsolas de la NFL a los que me he pegado grandes viciadas y sigo algunas páginas web para estar al día.
Hace un par de años descubrí que en Valencia hay un gran equipo de fútbol americano, los Valencia Firebats, campeones de alguna liga nacional, pero nunca he ido a verlos jugar ya que nadie ha querido venir y me daba palo ir solo.

Soy un gran amante del surf, de hecho lo he practicado con cierta asiduidad, aunque he de reconocer que hace muchísimo que no hago. El surf no se podría catalogar como afición rara, pero os aseguro que en Valencia puede serlo. Hay mucha gente que hace surf pero la motivación que tenemos la gente que vivimos en Valencia no la tienen ni en Hawaii. Hacer surf aquí, en el Mediterráneo que más que un mar parece un lago de lo tranquilo que está hace que no se pueda surfear mucho y los días que se puede son días lluviosos y con viento. Esto hace que el surf en Valencia no es que sea una afición rara, sino más bien una afición difícil de llevar. Sobre todo si eres como yo, que a tus amigos no les gusta y encima no tienes coche propio.

La siguiente “rareza” no lo es tanto porque es algo bastante popular, pero en mi círculo de amigos y de la gente con la que voy soy el único que la practica. Me refiero a pintar y jugar con miniaturas de Warhammer.
Esta es una afición que tengo desde que tenía unos 13 ó 14 años. He sido más de pintar que de jugar, y me ha ido a rachas. Me podía pasar tranquilamente un año sin pintar nada y de repente que me “diera el mono” y pintar como un cosaco durante un par de meses. La última de esas rachas fue este verano pasado, en el que varios regalos de mi cumpleaños fueron figuritas y botes de pintura.

Podría comentar alguna más, pero creo que las que he puesto sirven de ejemplo.
La verdad es que algunas de estas aficiones no las he podido disfrutar a tope por no conocer a más gente con quien compartirlas de mi entorno cercano. Si mis amigos, algún familiar o alguien cercano a mi hubiera compartido mi afición al surf por ejemplo, aun seguiría metiéndome y mi nivel habría mejorado seguro. O por ejemplo, con un amigo sí que compartía la afición por pintar miniaturas, pero no por jugar que a mi también me apetecía, así que sólo me quedaba en la fase de pintura.

Que conste que no estoy echando nada en cara a nadie, es una forma de decir que soy una persona a la que le encanta hacer y probar cosas nuevas o no muy comunes, pero acompañado. Si me toca hacerlo solo al final acabo dejándolo. Uno de tantos defectos que tengo.

Y vosotros, ¿qué aficiones raras o poco comunes tenéis? ¡No os cortéis y contádmelas!

Imagen cortesía de e.g.gatsby con licencia Creative Commons.

Share