Qué tendrán los premios que revolucionan todo. A los que no lo sepáis, en España se celebra cada año la entrega de premios de bitacoras.com, donde por votación popular se elige a los mejores blogs y podcasts de la blogosfera española. Para participar es tan sencillo como estar registrado en la página y votar a tus tres blogs preferidos en cada categoría y hay varias, blog tecnológico, educativo, de negocios, microblogger, etc…

Son unos premios en los que se pretende dar a conocer a los nuevos talentos surgidos durante el último año en nuestro país. Y no lo digo yo, escuchad el último podcast de Tortilla de Patata para oírlo directamente de Raúl Ordóñez de la propia bitacoras.com.

El caso es que ayer se empezaron a ver las listas provisionales de varias categorías y para mi asombro, la mayoría de los blogs que aparecen en los primeros puestos son sitios de renombre con muchos años a sus espaldas, incluso con algún premio de Bitácoras en su haber. Incluso no es difícil ver por twitter a mucha gente pidiendo el voto, gente cuyo blog/podcast es del todo menos desconocido y minoritario.

Ya no es sólo que el ganador de cada categoría recibe un premio, son las visitas que te genera el salir en esas listas o ganar el premio. Y claro, a quién no se le cae la baba pensando en más visitantes, a mí el primero he de reconocer. Pero si esos premios están enfocados a descubrir nuevos sitios, queda totalmente fuera de lugar que la proporción de sitio grande y reconocido contra sitio nuevo sea de 10 a 1.
Tal y como está ahora, lo único que hace es darle más visitas aun a los que más tienen y descubrir de casualidad algo interesante.

No creo que fuera algo difícil de solucionar. Si realmente la intención de estos premios es potenciar a nuevos sitios, propondría que un blog sólo pudiera participar en dos ediciones como mucho. De esta forma sí que saldrían nuevos sitios y sería una plataforma de descubrimiento de nuevos talentos.

Claro que soñar es muy bonito, pero es eso, simplemente un sueño.

Share